Poniendo luz al mundo emocional subterráneo de una Mujer Mensajera

La experiencia emocional de una Mujer Mensajera que decide entregar ese Mensaje que tiene para el mundo, es una experiencia rica y variada, llena de descubrimientos, magia y versatilidad.

Y es que las mujeres, en esa conexión especial que tenemos con la naturaleza, fluimos la vida en procesos circulares, experimentando nuestros ciclos internos y proyectándolos en el afuera. Aunque no seamos conscientes de ello, vivimos esa especie de mundo emocional subterráneo.

Cuatro tiempos en el ciclo de la Mujer

Podríamos pensar en cuatro tiempos o fases que naturalmente experimentamos bajo el impulso de nuestra biología. Nuestro ciclo menstrual, sin importar nuestra edad, acompasa estos ritmos.

Durante estas cuatro fases exploramos nuestros dones, el Don de la independencia en la primera fase, el Don de la inspiración en la segunda fase, el Don del Cambio en la tercera fase y el Don de la verdad en la última fase de nuestro ciclo menstrual.

¿Por qué considerar estas fases?

Negar las peculiaridades de la naturaleza femenina, esas relacionadas con nuestro cuerpo y su conexión con el universo, la tierra y la vida, es perdernos el acceso a una puerta que nos vincula con un conocimiento inigualable.

Esta consciencia no está relacionada con el paradigma de género dominante en la sociedad, las creencias de lo qué es ser mujer, su rol en la sociedad, entre otras aristas controladas por dicho paradigma. Te estoy hablando de tú relación particular con el mundo desde la dimensión de ese contenedor físico que te dota de ciertas experiencias, experiencias que nos unen a todas en un punto común pero que al final de cuentas siempre será muy tuya.

¿Cómo estas fases impactan en una Mensajera Emprendiendo Consciencia?

Ahora bien, si nos abrimos a la escucha de esta conexión especial con el universo, podremos entender por qué a veces estamos más conectadas con la creatividad y otras con la necesidad de accionar en búsqueda de resultados, encontraremos no sólo sentido a algunos cambios que van o vienen a lo largo del proceso de entregar nuestro Mensaje, sino que además podremos ser compasivas con nosotras en los momentos en que necesitemos permanecer calladas o reservadas, y sacar provecho de los instantes de expresión desbordante y emotiva con el entorno.

Colocar la luz de la consciencia sobre estas experiencias emocionales profundas, susurrantes e invisibles, nos brinda mayor conexión con nuestro poder personal pero también con nuestro poder espiritual, pues el cuerpo es una vía para acceder a nuestra espiritualidad y no cómo culturalmente, al menos en occidente, hemos aprendido.

Escucha tus necesidades emocionales más profundas durante este proceso de emprender consciencia. Acepta y abraza también el dominio de tu cuerpo. Es parte de ti y gracias a él puedes entregar este Mensaje al mundo. No desvalorices su lenguaje, simplemente aprovecha los regalos que la naturaleza te brinda a cada instante.

Si fue de utilidad para ti leernos, comparte este blog post y síguenos en Instagram, YouTube y Facebook.

¿Ya visitaste nuestros Recursos Gratuitos para Mensajeros Conscientes? Nos vemos pronto…

Carmen Ortiz

Mensajera global del modelo de emprendimiento Ético-espiritual, mantuvo una vida llena de títulos, cargos y logros profesionales de gran envergadura en los Estados Unidos. Luego de esta trayectoria de éxitos aparentes, experimentó el cierre de su empresa como el mayor milagro para su transformación. Ahora, comparte la síntesis de sus experiencias empresariales y personales con otros mensajeros que desean hacer la diferencia a través de los nuevos negocios conscientes.

WordPress Lightbox